Solomillo de cerdo con crujiente de puerro y salsa de foiegras

September 19, 2012

El contraste de texturas siempre es interesante en un plato. En esta ocasión combinamos la ternura del solomillo, con el divertido crujientes de puerros y la cremosidad de la salsa de foiegras. Y así resultó el solomillo de cerdo con crujiente de puerro.

Solomillo con crujiente de puerro

Teníamos invitados en casa y decidimos preparar algo con lo que tuviéramos a mano. Tan sólo tuvimos que comprar el solomillo de cerdo, el resto de ingredientes, como veréis, son muy sencillos y nosotros los teníamos en casa, bien en la nevera, bien en la despensa. Este crujiente de puerros, además, lo podéis utilizar en múltiples recetas, es muy versátil y divertido de comer.

Ingredientes para el solomillo de cerdo con crujiente de puerro (para 6 personas, con raciones no muy abundantes):

  • Un solomillo de cerdo.
  • Dos puerros.
  • Un brick de nata para cocinar.
  • Una lata de foigras.
  • Una cebolleta.
  • Sal en escamas.

En primer lugar preparemos el crujiente. Para ello limpiamos bien el puerro. Para quitar toda la arena que puede quedar en la parte superior es muy útil hacer con ella una especie de abanico y pasarlo bajo el grifo. Una vez lo tengamos bien limpio, lo cortamos en juliana fina, a tiras. Lo enharinamos con ayuda de un colador para no ensuciar demasiado y lo freímos por tandas hasta que quede crujiente. Luego lo dejamos sobre papel absorvente, de esta manera retiraremos el exceso de aceite y quedará todavía más crujiente. Cuando lo tengamos todo frito, lo reservamos.

Para la salsa: rehogamos la cebolleta picada muy fina. Cuando esté ya transparente añadimos la nata y cuando esté caliente añadimos una lata pequeña de foigras. Bajamos el fuego y seguimos removiendo hasta que se integre todo y reduzca.

Cortamos el solomillo en discos y los pasamos por la plancha con un golpe de pimienta. Cuando esté a nuestro gusto la pasamos a un plato y la salamos con las escamas de sal, incorporamos el crujiente y manchamos el plato con la salsa. Nosotros lo decoramos con pimentón.

Es un plato muy divertido de comer y de cocinar. Así que, buen provecho.


Un rincón para los cocinillas de andar por casa y con ganas de comer bien entre amigos.